Aumentan los autónomos en todas las comunidades

El año 2014 se cerró con un incremento en el número de autónomos de 75.465 profesionales, con un aumento en el número de trabajadores por cuenta propia en todas las comunidades autónomas, según recoge el informe de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA). autonomos

De esta manera se alcanzan los 3.125.805 profesionales afiliados al RETA. La organización que preside Lorenzo Amor valora de manera positiva que sea el segundo incremento anual consecutivo, con un avance del 2,5% que triplica la cifra de 2013.

Todas las comunidades españolas han experimentado un incremento de autónomos, destacando por encima del resto Canarias (4,1%), Islas Baleares (3,8%) y Andalucía. Por encima de la media nacional también se colocaron Murcia, Marcia y la Comunidad Valenciana. Los peores datos, por contra, se situaron en Castilla y León y el País Vasco, con subidas inferiores al 1%. En términos absolutos los aumentos más destacados se registraron en Andalucía, Cataluña, Madrid y Comunidad Valenciana. Casi dos de cada tres nuevos altas como autónomos tienen su origen en estos territorios.


Por ámbito de actividad, sólo hay que lamentar la caída en el sector del transporte, con un descenso del 0,4%. Mejores cifras se registraron en el comercio y en las actividades profesionales, con incrementos de 17.011 y 16.628 nuevos autónomos durante el pasado año. También hay que destacar los crecimientos de las actividades sanitarias y la educación, sin olvidarnos de la construcción, que también parece remontar el vuelo.

El presidente de ATA, Lorenzo Amor, prevé que a lo largo de 2015 continúe la recuperación. "Habrá 350.000 parados menos, 550.000 afiliados más a la Seguridad Social y 120.000 nuevos emprendedores", apunta. Los datos macroeconómicos que "cierran 2014 son realmente buenos y confirman que la situación económica de nuestro país ha dado un giro".

Hay que recordar que los autónomos que cotizan por IRPF se beneficiarán del descenso del tipo de retención, que pasará del 21 al 19% este año, mientras que los que ganen menos de 15.000 euros tendrán un gravamen reducido del 15%.