10 Ideas de negocio de exportación como autónomo

psisternas -

¿Quién dijo que las exportaciones son cosas de grandes empresas? Un autónomo también puede vender sus productos al extranjero. Es cierto que a los obstáculos que acostumbran a tener los emprendedores se suman en esta ocasión los trámites aduaneros, pero si tienes una buena idea no lo dudes y lánzate a la exportación. Eso sí, deberías contar con un plan de negocio claro, analizar a fondo el mercado al que quieres entrar y las posibilidades. Pero más allá de los análisis comerciales, lo importante es tener una buena idea. A continuación te mostramos 10 ideas de negocio de exportación como autónomo.


Cuáles son los productos más rentables para exportar

PhuShutter || Shutterstock

Ideas de productos y servicios para exportar y emprender

¿Cómo dar con una buena idea de negocio para emprender?  Frente a las ideas de pequeños negocios son inversión ¿qué productos o servicios podemos exportar a terceros países? Todo depende del campo en el que te hayas especializado o del país con el que quieras trabajar.

Lo que triunfa en España puede que no tenga tanto éxito en Francia, en Brasil o en Japón; pero hay una serie de productos que generalmente triunfan en todo el mundo. ¿Quieres conocer los mejores productos para exportar?

  1. Alimentos: se dice que España es la huerta de Europa, pero nuestras frutas y hortalizas se abren paso poco a poco en los mercados asiático o africano. Además, la exportación de carne de cerdo a China es un sector que generan oportunidades de negocio.
  2. Productos gourmet: más allá del mercado convencional, te puedes especializar en la importación de alimentos de alta calidad. Vinos, quesos, aceite de oliva, mermeladas, conservas premium e incluso congelados y productos cárnicos. Otra opción es especializarte en productos gourmet ecológicos.
  3. Invernaderos: no abandonamos del todo el negocio de la alimentación, pues en Sudamérica hay una gran demanda de invernaderos. España es potencia mundial, y puedes exportar la tecnología de riego, climatización, filtros o válvulas imprescindibles para su funcionamiento.
  4. Muebles: países como Rusia, Qatar o Arabia Saudí importan muebles de diseño. Se trata de países con unas clases pudientes demandan este tipo de muebles. Más allá de los nuevos ricos, Alemania, Italia, Francia o Portugal también demandan muebles españoles. Esta es otra idea de negocio de exportación como autónomo.
  5. Productos químicos: la industria química es el segundo mayor exportador de la economía española, y es algo que no deberíamos desaprovechar. Plásticos y medicamentos suponen prácticamente un cuarto de las ventas.
  6. Fertilizantes: podíamos haberlos incluido dentro de los productos químicos, pero merece que lo destaquemos. Países como Chile o Colombia están abiertos a la exportación de fertilizantes, un sector que ha crecido considerablemente gracias al importante desarrollo de la biotecnología.
  7. Equipamiento médico...: entre 2000 y 2020, las exportaciones de Tecnología Sanitaria crecieron un 400%. El norte de África y América Latina son los principales destinatarios aunque EEUU, Oriente Próximo o Asia son destinos emergentes.
  8. ...y equipamiento humanitario: desde suministros alimentarios a tiendas de campaña o productos sanitarios. Son necesarios en los cinco continentes.
  9. Videojuegos: un sector que no deja de crecer y que tiene menos obstáculos que otros a la hora de llegar al extranjero. La Unión Europea es nuestro principal cliente, aunque las exportaciones a EEUU, México y Canadá no dejan de crecer.
  10. Español para extranjeros: tenemos la ventaja de que nuestro idioma es uno de los más hablados en el mundo, y existe una gran demanda de aprendizaje. Los países del sudeste asiático como China o Corea del Sur son un importante nicho de mercado si apostamos por la enseñanza de ELE online.

Cómo identificar una idea de negocio de exportación

Tenemos varias formas de identificar una idea de negocio de exportación. Por ejemplo, a partir de lo que dicen los medios de comunicación del país donde queremos exportar, analizando los productos o servicios, precios y condiciones de venta de un mercado o hablando directamente con residentes en el mismo sobre sus necesidades.

Una vez identificada la idea de negocio, tendremos que asegurarnos de que realmente hay un mercado que nos interesa, de que la exportación será rentable y de que estamos preparados para trabajar con este mercado. Si es así, puedes convertir la idea en realidad.

¿Te ha servido de ayuda?