Aumentaron un 5,68% las personas que capitalizaron el paro para hacerse autónomos

Hasta agosto de este año un total de 86.541 personas se habían beneficiado total o parcialmente de la capitalización de su prestación por desempleo para desempeñar su labor como autónomos. Así lo asegura la Federación de Organizaciones de Profesionales, Autónomos y Emprendedores (OPA). capitalizacion_paro_autonomos (1)

Un análisis realizado por el Servicio Público de Empleo estatal (SEPE) desvelaba que de los 3.108.684 trabajadores por cuenta propia que se encontraban afiliados al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) en agosto, el 2,78% estaba recibiendo o había recibido la capitalización de la prestación por parado, para poder así establecerse como profesional por cuenta propia.


Del total de personas que optaron por beneficiarse de la capitalización por desempleo, que suponen 90.067 personas, los autónomos representaron el 96,08% frente a los socios de cooperativas, que fueron el 1,44% y los socios de sociedades laborales, el 2,44%.

Si tenemos en cuenta las cifra registrada el pasado mes de agosto y la comparamos con el mismo mes del año pasado, cuando hubo 81.633 personas que capitalizaron el paro, se puede sacar como conclusión que el número de profesionales que se beneficiaron de la capitalización para establecerse como autónomos aumento un 5,68% en un año.

El presidente de OPA, Camilo Abiétar, sostiene que la crisis económica y la falta de empleo público y privado está provocando que "muchos profesionales encuentren el autoempleo como la única salida al mercado laboral". Eso sí, desea realizar un llamamiento para que no se emprenda por emprender. Esto no debe "convertirse en una vía de escape desesperada ante la actual coyuntura económica". Recuerda Abiétar que a la hora de lanzarse con un negocio, ya sea como autónomo o en una pyme se "debe contar con un proyecto de viabilidad, un plan de empresa y un estudio en profundidad y serio sobre las posibilidades de éxito que pueda tener el negocio". De lo contrario sería un fracaso.