Negocios rentables con poca inversión

En tiempos de crisis, muchas personas buscan ideas y oportunidades para montar negocios rentables con poca inversión inicial. Aunque es una tarea difícil, lo cierto es que se puede llevar a cabo, sobre todo si eres capaz de identificar posibles nichos de mercado y cómo tus habilidades pueden encajar en esa necesidad. No hace falta ser emprendedor nato con una mente única para los negocios. A veces, las mejores ideas están delante de nosotros y no somos capaces de identificarlas. Seas ya autónomo o no, montar un negocio con poco dinero es posible.negocios rentables con poca inversion

Ideas de negocios rentables a con baja inversión

A continuación podrás encontrar algunos ejemplos e ideas que podrás convertir en negocios sin tener que desembolsar grandes cantidades de dinero para llevarlos a cabo. Éstos son tan sólo unos ejemplos, pero hay muchas otras maneras de conseguir montar una empresa sin invertir grandes cantidades económicas.

Escribir un manual, guía, ebook de un tema determinado

Si tienes conocimientos específicos de alguna materia, siempre puedes escribir un manual, una guía o crear un curso en vídeo y subirlo a algunas plataformas online que te permitirán venderlo y generar así unos ingresos.  Si crees que está puede ser una opción, investiga lo primero qué existe ya en el mercado y qué puedes hacer tú para diferenciarte del resto.

Convertir una afición en un negocio rentable

Seguro que has oído más de una vez la historia de una persona a la que le gustaba hacer algo y que un día decidió montar un blog y empezar a vender aquello que en un principio sólo era una afición. Si crees que tú también puedes hacerlo, puede ser una manera de crear un negocio rentable sin tener que poner mucho dinero. Eso sí, ten en cuenta que no será nada fácil al principio, no será empezar y que consigas ganar mucho dinero.

Si ya dispones de un blog, puedes plantearte monetizarlo añadiendo publicidad. Deberás cuidar tu contenido, y utilizar técnicas que te permitan atraer a un mayor número de visitantes, haciendo que se diferencie del resto y captar nuevos seguidores.

Dropshipping

El dropshipping  es la última forma de montar un negocio rentable por Internet, en concreto, una tienda online en la que el dueño sólo se encarga de gestionar la atención al cliente mientras que el proveedor es el encargado de almacenar, empaquetar y enviar los artículos.


Cada vez son más las personas que optan por este modelo ya que no sólo no requiere una gran inversión inicial, sino que tampoco son necesarias unas instalaciones en las que mantener los productos.