Estatuto del Trabajador Autónomo: deberes

Son deberes profesionales básicos del Trabajador Autónomo:

  1. Cumplir con las obligaciones derivadas de los contratos por ellos celebrados, a tenor de los mismos, y con las consecuencias que, según su naturaleza, sean conformes a la buena fe, a los usos y a la ley.
  2. Cumplir con las obligaciones en materia de seguridad y salud laborales.
  3. Afiliarse, comunicar las altas y bajas en el régimen y cotizar a la seguridad social.
  4. Cumplir con las obligaciones fiscales y tributarias establecidas legalmente.
  5. Cumplir con las normas deontológicas aplicables a la profesión.

Prevención de riesgos laborales.


Cuando el trabajador autónomo desarrolle su actividad junto con trabajadores de otra u otras empresas, o la realice en el centro de trabajo o local del cliente, se prevé la aplicación de los deberes de cooperación, información e instrucción previstos en la Ley de Prevención de Riesgos Laborales. Además, las empresas que contraten los servicios de un trabajador autónomo para realizar trabajos de la propia actividad, deberán vigilar el cumplimiento de la normativa sobre prevención por parte del trabajador autónomo, así como también en el caso de que faciliten maquinaria, equipos o productos a este deberán garantizar que se cumplen las exigencias legales de prevención relativas a tales maquinarias o equipos. El incumplimiento de tales obligaciones por parte de las empresas generará la obligación de indemnizar los daños y perjuicios que se puedan causar y que deriven de tales incumplimientos.